Cazador de trofeos posa con cuerpo de oso polar y ofrece viajes de caza por 44.000 $

Cazadores de trofeos posan junto a osos polares asesinados en un intento por anunciar expediciones al Ártico, organizadas por empresas de caza.

Según The Mirror, hasta 5.000 osos polares han sido asesinados en caza deportiva en la parte canadiense del Círculo Polar Ártico en los últimos años.

Peor aún, los cazadores de trofeos ven la oportunidad de cazar a estas increíbles criaturas, y el negocio de la caza aprovechan sus viles fantasías.

Credit / Worldwide Trophy Adventures

Worldwide Trophy Adventures es una de esas empresas, incluso ofrece una segunda cacería de 10 días en caso de que un oso polar no sea asesinado durante la primera cacería programada.

El sitio web de la agencia dice que su paquete de caza proporciona los servicios de una “guía experimentada de osos polares con un equipo de perros durante toda la cacería”, así como “preparación de campo del trofeo”. La caza termina cuando un “oso polar es cazado”.

Credit / Worldwide Trophy Adventures

En 2008, Estados Unidos prohibió la importación de osos polares como trofeos de caza, declarándolos una especie en peligro de extinción, pero Noruega sigue siendo el único país del mundo que ha prohibido completamente cazarlos. Según el Daily Mirror, los aborígenes Inuti de Canadá están vendiendo licencias, que les han sido otorgadas ya que históricamente han cazado osos para usarlos como alimento y ropa, a los cazadores de trofeos.

El precio para un estadounidense, por matar a un oso polar durante una expedición de 12 días, es de 44.000 dólares americanos.

Simplemente no puedo entender cómo alguien puede justificar la caza y el asesinato de una criatura tan majestuosa y noble, especialmente cuando su forma de vida amenazada por el cambio climático y la creciente escasez de alimentos.

A mí me parece terrible que las personas maten a los osos polares simplemente para poder tener la cabeza de un oso sobre su chimenea o convertirlo en una alfombra.

Comparte este artículo si estás también en contra de la práctica aborrecible de la caza de trofeo.