Nadie comprende por qué el gato se sienta al lado de la puerta – luego la familia halla nota en la cocina

Todos los animales se merecen un hogar amoroso y seguro donde vivir. Desgraciadamente no todos tienen la misma maravillosa suerte, pero es entonces cuando las personas ponen de su parte para que estas maravillosas criaturas tengan la ayuda que necesitan.

Miranda y su familia estaban mudándose a una casa en Washington, EEUU, cuando vieron un mensaje que el dueño anterior había dejado.

Parecía que la familia no estaba sola en la casa donde se habían mudado –  finalmente esta familia ganó un nuevo miembro y lo hizo en forma de un precioso gato, llamado Raz.

 

Miranda y su familia no podían esperar a mudarse a su nueva casa en Washington, EEUU. Pero el día mismo de la mudanza, ellos iban a vivir en la nueva casa algo que iba a dar un giro inesperado a sus vidas.

Encontraron un mensaje del dueño anterior

Tomaron las llaves, abrieron y entraron. En la encimera de la cocina, cerca del fregadero, encontraron un mensaje del dueño anterior.

Según el mensaje, un gato de 12 años lesionado había vivido en su jardín. Los dueños anteriores le habían dado comida durante varios años y esperaban que Miranda continuara alimentado igualmente.

“Bienvenidos a nuestra casa. Esperamos que disfrutéis de la misma manera que nosotros lo hemos hecho. Hay una cosa, no obstante, que nos gustaría pediros, no necesitáis hacer nada si no queréis, pero apreciaríamos mucho que lo hicierais, En el jardín vive un viejo gato pardo. Es un gato salvaje, de 12 años. Tiene una pata lesionada y no te deja que te acerques a él. Le damos de comer cada día, dos veces y lo hemos hecho durante varios años. Le damos comida para gatos y un poco de agua, que colocamos en la terraza en la parte trasera. Le compramos una pequeña casa para el invierno y los días lluviosos y que colocamos al lado de la pared de la parte trasera de la casa. Nosotros apreciaríamos enormemente si continuáis alimentándolo y cuidándolo. Nos entristece verdaderamente tener que dejarlo”. Este era el contenido del mensaje que se publicó luego en Instagram. 

Raz se mudó dentro de la casa

Miranda leyó todo el mensaje y miró en la parte posterior de la casa. Al otro lado de las puertas de cristal que daban a la terraza, allí estaba sentado un gato anaranjado que la miraba con curiosidad.

Miranda estaba sorprendida y al mismo tiempo contenta de lo que había pasado. Parecía que el destino los había unido al gato y a ella.

La familia tomó una decisión loca de contenta. Ya tenía cinco gatos adoptados, y tener uno más era un sueño para esta familia, amante de los animales.

– Comenzamos a reírnos porque ya teníamos un gato, todos menos uno habían sido rescatados. La gente solía dejar gatos en la casa donde vivíamos antes y los cuidábamos, dice Miranda a The Dodo.

Le daban comida cada día

Miranda le puso de nombre al gato, Raz. Poco a poco el animal comenzó a confiar en sus nuevos compañeros de casa y disfrutó de la comida que recibía. Sin embargo y como escribieron en el mensaje, no estaba muy interesado en dejar que la familia de Miranda y otros gatos, estuvieran cerca de él.

Pero en una semanas Raz comenzó a sentirse a gusto. Subía la escalera y maullaba cuando tenía hambre.

Antes solía esconderse en el momento en el que abríamos la puerta. Ahora nos podemos sentar afuera con él. Viene y se pone a comer aunque la puerta esté abierta, cosa que no hacía antes, cuenta MIranda a The Dodo.

Cuando Miranda vea que Raz confía más en ella, lo llevará al veterinario para controlar la pata lesionada. Esperemos que poco a poco se sienta más a gusto y decida entrar en la casa y jugar con los demás gatos.

Cuidó de un gato salvaje

Tras mudarse a la nueva casa, Miranda comenzó una nueva página de Instagram, donde gente de todo el mundo puede seguir a Raz y los demás gatos en su día a día. Y parece que él disfruta realmente del jardín.

Miranda y su familia nunca se imaginaron que iban a tener un nuevo miembro de la familia como Raz al mudarse a su casa,

Pero parece que esta familia amante de los animales y Raz aceptan su nuevo destino.

– Si tuvieras la posibilidad de cuidar a un animal que necesita ayuda, deberías hacerlo.

Según The Dodo, para MIranda no hay nada que se pueda comparar con ganarse su confianza y verlos vivir amorosamente y cómodamente con una familia que los quiere. .

 

El gato Raz parece que realmente disfruta con la presencia de MIranda y su familia,

Por favor comparte el artículo si tú también piensas que la familia hizo lo correcto dándole comida y amor.