Conoce a Wiley, el perro dálmata más lindo y adorable con un corazón en su hocico

Las fotografías del perro dálmata, Wiley, se extienden como la pólvora tan pronto como se publican en internet.

¿La razón? El corazón en su hocico está deshaciendo miles de corazones.

Tras la publicación por parte de su dueña Lexi Smith de las fotografías de Wiley en Instagram, el número de seguidores aumentó rápidamente. Actualmente, la cuenta tiene más de 160 seguidores y puedo entender el motivo.

¡La gente no se cansa de este dálmata totalmente adorable!

“No hay un número de imágenes que pueda capturar completamente todo lo que es y todo lo que significa para mí, es mi mejor amigo”, dijo Lexi a Bored Panda.

Te presentamos a Wiley: un dálmata de un año, lleno de alegría por vivir y de amor.

Además de lo obvio, Wiley es un pequeño dálmata increíblemente bello. Tiene un corazón que adorna su hocico, haciéndolo muy especial.

Wiley vive con su madre humana Lexi Smith, en Colorado.

La joven de 26 años cuenta que su amado perro de 24 kilos y medio es una bola de descaro, hambre, caricias, curiosidad, torpeza, locura y amor.

“Venía de una camada de 11, y 8 de ellos eran machos, así que tuve una difícil elección. El corazón estaba allí, pero no estaba completamente formado y no se sabía si se mantendría ya que las manchas de los dálmatas cambian mucho a medida que crecen. Lo elegí fundamentalmente porque el criador me dijo que todo lo que hacía era dormir, acurrucarse y comer, así que ya teníamos mucho en común ”, explica.

Lexi y Wiley se hicieron rápidamente mejores amigos.

En el Instagram de Lexi, puedes ver como hacen casi todo juntos. Cenan juntos, juegan y les encanta ir de aventuras.

Somos muy afortunados de vivir en Colorado y tener los lugares más bellos y más grandes para jugar y explorar. Le encanta ir de excursión o ir a uno de los muchos y enormes parques para perros que hay aquí”,  dice Lexi.

Según Lexi, su mejor amigo tiene más personalidad que cualquier otro perro que haya conocido en toda su vida.

Pero la terquedad de Wiley, propia de su raza, a veces puede ser bastante frustrante para su madre..

Si no consigues relajarlos y ser creativo encontrando soluciones para entrenar a estos traviesos dálmatas, la vida con uno de estos perros puede ser un gran desafío.

Sin embargo, he tenido mucha suerte con Wiley. Él tiene el mejor corazón, y no estoy hablando del que tiene en el hocico. Ama a todos los que conoce y siempre está muy emocionado conociendo a nuevos amigos. Ha sido relativamente fácil de entrenar y ha sido el mejor compañero de aventuras que podría pedir. Requiere mucha atención y básicamente está pegado a mi cadera, pero por eso es por lo que lo adoro.”

¡Nunca he visto nada igual!

Por favor comparte este artículo con todos tus amigos, así más amantes de los animales pueden tener la oportunidad de descubrir a este maravilloso perro.