Perro de familia desaperció un mes sin dejar rastro, antes de que su otro perrito se comenzara a comportar raro

Precisamente como nosotras las personas, todos los perros tienen su personalidad. Algunos perros prefieren estar acostados en la casa, mientras que a otros prefieren estar afuera en la naturaleza y correr en el bosque.

Pero puede ser difícil no preocuparse, ¿porque qué tal que se hagan daño, se caigan o se pierdan?

Una familia en Canadá sabe lo que es perder a su amado perro.

Un perros es más que una mascota. Es un miembro de la familia que igual a los padres y los hermanos siempre está a tu lado.

John y Cindy Billesberger tenían tres hermosos perros en la casa, pero un día la vida iba a dar un giro inesperado. El perro Bruno se  perdió.

Fuente de foto: Youtube/FactsBox

La familia – que vive en Saskatchewan, Canadá – buscó a su amado perro por todos los lados, pero no lo encontraban. Finalmente perdieron la esperanza, estaban devastados.

Empezó a ladrar

Bruno estaba desaparecido, pero después de 27 días el otro perro de la familia iba a empezar a comportarse raro.

Los otros perros de la familia empezaron a ladrar y los dueños entendieron que algo tenía que haber pasado. John se llevó a los perros afuera donde lo dirigieron a un sitio más o menos a un kilómetro de la casa de la familia.

Fuente de foto: Youtube/FactsBox

En una parte del bosque, en la mitad de arbustos y árboles había un pozo viejo. Tenía unos tres metros de profundidad y un metro de ancho.

Encontraron a Bruno

Abajo en la oscuridad estaba el pobre Bruno. Estaba lesionado y muy débil después de tantos días en el fondo del pozo.

Bruno tenía varias heridas y morados. Varias de las heridas estaban infectadas y sus patitas estaban gravemente lesionadas. Parecía como si había tratado de excavar para salir a libertad, pero no había podido.

John entendió que había prisa. Junto con su hijo logró sacar al perrito e inmediatamente se fueron al veterinario, donde revisaron a Bruno.

Fuente de foto: Youtube/FactsBox

Estaba desnutrido, deshidratado y sus valores sanguíneos no eran los mejores.

Sobrevivió en la oscuridad

A pesar de la miseria, Bruno tuvo suerte. En el pozo había unos charcos de agua, lo que probablemente salvó su vida.

Los veterinarios hicieron un trabajo fantástico y salvaron la vida de Bruno. Gracias a ellos se recuperó pronto.

En el video de abajo puedes ver más sobre Bruno, un luchador verdadero.

Qué suerte que los otros perros encontraron a Bruno y pudieron llamar a su dueño. O si no Bruno no hubiera sobrevivido. Tiene que haber sido terrible haber estado allí abajo en ese pozo durante casi un mes. 

¡Te invitamos a compartir el artículo con tus amigos de Facebook si también piensas que los perros son criaturas fantásticas!