Vicente esperaba vestido de gala y alborotado a su nuevo papá, pero lo dejaron plantado el día de su adopción

Arrepentirse de adoptar un perrito si de verdad te das cuenta de que no lo vas a poder cuidar como se merece, es un acto responsable, pero es muy triste. El perrito Vicente lo sabe muy bien. El pobrecito se quedó vestido y sin novia, como se suele decir. Pero su suerte estaba a punto de cambiar.

Vicente es un perrito que llegó al refugio de Rescate Bogotá, en Colombia. Inmediatamente el personal se puso en marcha para buscarle el mejor hogar.

Cuando por fin apareció un papá adoptivo, Vicente se llenó de felicidad. Entonces el personal lo preparó y lo puso bien guapo para el gran día. Y así bello, vestido de gala y con esos ojitos, se quedó Vicente esperando a un papá que nunca llegó.

Así describe lo ocurrido Rescate Bogotá en Instagram:

A Vicente lo dejaron vestido y alborotado y sigue disponible para adopción.
El supuesto adoptante de Vicente nunca llegó por él. Ya cuando estaba listo para un hogar, bañadito, canceló su adopción
.

Después nos preguntan por qué somos tan estrictas con el proceso, ¡por esta razón! Porque no queremos tener ni la menor duda de que nuestros peludos van a quedar en excelentes manos para TODA LA VIDA.

Si quieres adoptar, ten en cuenta que es un compromiso para siempre, los animales no son cosas de las puedes disponer cuando se te pasen las ganas de tener un perro”.

La persona que lo iba a adoptar no lo quiso porque “son muy estrictos con el proceso”, es una razón que deja ver que no estaba muy dispuesto a muchas molestias por Vicente, así que mejor que no lo adoptase.

Me alegra, además, que el personal se tome la adopción tan en serio. Adoptar un perro no es un juego.

Vicente ha encontrado una nueva familia con mucho amor que dar

El triste abandono de Vicente se hizo viral y fueron muchas personas las que mostraron su pesar y se interesaron.

Gracias a la gran difusión de su historia, ahora Vicente ha encontrado un nuevo hogar. Una familia que sí está dispuesta a darle lo que se merece. Mira la preciosa familia:

Me alegra mucho que Vicente haya encontrado un hogar. ¡Comparte su historia para desearle lo mejor a Vicente!